lunes, 17 de julio de 2017

Nuestra etapa reina - 16/07/2107



Algunos compañeros me dijeron al acabar que no ponga recorridos tan duros, jeje. Se trata de una salida con poco terreno llano, si exceptuamos el tramo hasta el comienzo de la subida a Chinchón, subida que acaba con la dura ascensión al castillo. Tras la bajada de la Cuesta de los Pinos se afronta la subida a Belmonte, con dos tramos diferenciados, más suave el primero, con descansos, y más durillos los dos kms finales, asomándonos a Belmonte, pero muy agradables al transcurrir entre un espeso pinar. A la salida de Belmonte a Chinchón hay otro par de kms de ascensión que se agarran bastante, sobre todo al principio. Descendemos Los Molinos y atacamos Frascuelo. Ya solo nos quedará la Yesera para exprimirnos las pocas fuerzas que nos queden. Nos habremos ido a los 1100 metros de desnivel, algo poco normal para 110 kms en este terreno.


Éramos 12 los que salíamos en esta ocasión, con la novedad de Moisés, que llevaba mucho tiempo sin salir.
Moisés, Juanma, Puerma, Llobel, Rafa, Tapia, Josué, Manquillo, Sanda, Carpintero, Gorgonio y Txema (agachado):

Día soleado que apuntaba ya a caluroso a las 7:30 horas, con 20º. Ligeras brisas que se agradecían de cara, sobre todo en las subidas. Tras Titulcia, Moisés "se dejaba" llevar por Tapia, que llegó a pensar que le rozaba la zapata del freno:

 Se acaba el llano. Hemos pasado el Tajuña y comienza la larga subida a Chinchón. Sanda anuncia que pone su ritmo y pierde metros:

 A los pocos metros pinchó Manquillo. Tapia se queda con él y los más débiles, es decir, todos, seguimos para no "enfriarnos", jaja:


 Nos acercamos al duro muro del 10%, así llamado a pesar de que no pasa del 9%:

 Se me ha ido el grupo y corono en solitario. Instintivamente y sin mirar atrás, tomo la Lumix y hago una foto para para buscar la posición de Sanda:

 Continúo y tras coronar el Nuevo Chinchón, me vuelvo para acabar con Sanda, al que vemos atacando la parte más dura de este muro, con un 8% sostenido:

 Josué se ha vuelto, al igual que otros que ya coronaron. Con nosotros repetirá la subida al castillo, que se ve a la derecha en el horizonte de Chinchón:

 La subida al castillo tan solo tiene medio km, pero sin bajar apenas del 10%. Sanda, Moisés y Puerma en la parte intermedia:

 Ahora son Manquillo y Tapia los que escoltan al bravo Sanda:

 Tras unos pocos kms llanos alcanzamos el repecho previo a la bajada de la Cuesta de los Pinos, camino de Villamanrique. Sanda pierde contacto y yo aprovecho para no sufrir y acompañarle:

 Descenso de esta bella subida:

 Fuera del pinar sigue el descenso entre encinas y olivos, con algún fuerte repecho, como el de la foto:

 Finalmente, tres kms al 4-5%, nos depositan en el valle del Tajo:

 La plaza de Villamanrique es un buen lugar para descansar y tomar un refrigerio, mientras comentamos las batallitas habidas hasta ese momento:

 Salimos de Villamanrique por la célebre rotonda de la llave. Txema gusta de retrasarse y luego remontar:

 Los primeros kms de esta subida a Belmonte son suaves, con descansos y algún repechón como el de la foto:

 Pendientes del 2-3% permiten rodar con fuerza, buscando la parte final, más dura:

 En este punto, Carpintero y yo nos volvemos para arropar a Sanda, pero vemos que viene acompañado de Txema, solidario una vez más:

 En la parte final entramos en un pinar que nos dará sombra por momentos, que Lorenzo ya picaba mucho:

 Vista de Belmonte llegando desde Villamanrique. Carpintero se dispone a parar para sacarme una foto, que dice que yo nunca salgo:

 Pues esta es la foto que me hizo, lo que le agradezco:

Al mismo tiempo le dije que tengo este recurso para salir también yo, jeje:

 Esperaban los compañeros en la fuente baja de Belmonte (espero que no haya gastroenteritis) y a nuestro paso reanudamos la marcha hacia el segundo paso por Chinchón. Duro repecho el de salida de Belmonte:

 Descenso de Los Molinos en busca de Frascuelo, tras aprovisionarme de agua en la gasolinera de Chinchón. Hoy era muy recomendable no dejar de hidratarnos:

 Puerma en el descenso, con la cementera de Morata enfrente:

 Nos hemos reagrupado en la gasolinera de Morata y ya tenemos enfrente la cuarta subida del día, Frascuelo:

 Hace mucho calor. Puerma me comenta que lleva sin salir dos o tres semanas y ya va pasándole factura la salida. A ver si puedo hacer la subida a su lado:

 Tras el descansillo del cruce de La Radio viene el repecho final de Frascuelo, la parte más dura. No se mueve el aire y la sensación de bochorno es agobiante. Manquillo nos precede al fondo:

En el último tramo se me ha ido Puerma unos metros y no pude seguirle. Por fin, el descenso de La Nueva nos refresca:

Subida final, La Yesera. Sanda ha regulado muy bien toda la etapa, pero para no retrasarnos mucho, Tapia le activa el motor de emergencia:

 Y le mete hasta por delante del grupo, como veis en el final de La Yesera. Brutal, Antoñito:

 En la circunvalación de la Warner pinchó Llobel. Mal sitio, sin una sombra y fuego cayendo del cielo:

 Algunos aprovecharon el pinchazo para ir por delante. Ya en la circunvalación de Valdemoro, Tapia nos apretó las tuercas tras el puente del hospital:

 Ya no hay birra ni tapas, pero queda patente el espíritu de La Chimenea:


Y así vimos la etapa mi Lumix y yo. Esperamos vuestras impresiones, amigos.

PRÓXIMA SALIDA:


DIA 23/7/2017     RUTA A VILLARRUBIA DE SANTIAGO
      
SALIDA: 8h.
KMS. 109
DESNIVEL: 772 m
PARADA: OCAÑA

RECORRIDO:

VALDEMORO                                                     0
CIEMPOZUELOS                                             10
TITULCIA                                                          14
NUEVO CHINCHON                                       28           
CHINCHON                                                      30
CIMA LOS MOLINOS DE CHINCHON      31  
COLMENAR DE OREJA                                 37
PUENTE DE VILLARRUBIA                            44
VILLARRUBIA DE SANTIAGO                      52     
NOBLEJAS                                                        59
OCAÑA                                                              66
ARANJUEZ                                                         81
CRUCE LA REINA                                             90
CUESTA DE CIEMPOZUELOS                     100  
VALDEMORO                                                  109    



10 comentarios:

  1. Jajajajaja. Me da envidia ver la cronica semana tras semana, y me siento identificado cuando comentan la dureza de la salida,vivida en mis propias carnes. Espero pronto poder volver a hacer alguna salida, pero entre lesiones y vacas complicado. Aún así poco a poco le estoy dando y estrenando mi nueva novia. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡ Hombre, Pedro !!! Ganas tengo de volverte a ver por aquí, que con tu nueva montura nos vas a dar sopas con honda.
      Lesiones? Espero que sea cosa de poco.
      Saludos.

      Eliminar
  2. Dura mañana tuvisteis, yo por primera vez en muchos años me dormí, pase mala noche con el calor y cuando abrí los ojos eran las 8:30, deprisa me vestí y sin desayunar Salí cagando leches con un par de barritas en el bolsillo, de Valdemoro estaba saliendo casi a las 8:50 y ya iba siendo consciente que no os pillaría aunque alguien pinchara, mi problema era que encima tena que estar como muy tarde a las 12 en Valdemoro para ir a ver a mis padres a la residencia por lo que ir en contra sentido tampoco me valia.Decidi ir a Chinchón y allí decidir, Al llegar pensé que igual alguien en Chinchón había acortado y había bajado por los Molinos, así lo hice pero no vi a nadie, llegue a la gasolinera del cruce y me tire para Frascuelo, subiendo experimente un calor muy fuerte que me hizo sudar como pocas veces, no sé lo que pasaba porque iba tranquilo pero tuve un calentón considerable y no paraba de sudar, no me imagino lo que hubiera sudado más tarde si hubiera ido con el grupo, baje la nueva y me fui al tran-tran con un poco de aire casi de frente hacia la Warner, la subí tranquilo pero todavía seguía con el calentón de Frascuelo, en la gasolinera me pare para pillar agua porque iba empapado completamente de sudor y ya no me quedaba agua, al salir vi un pequeño grupo que pasaba y me enganche a ellos hasta Valdemoro, llegue con tiempo para ducharme tranquilo y enfriarme en la ducha con agua fresquita porque al llegar a casa seguía sudando y tenía mucho calor, no sé si casi me da un yuyu o algo pero no estaba como normalmente .Después de la ducha y de beber agua parece que se empezó a pasar pero tarde un tiempo. Es que estamos ya mayores para estos calores !!!!.
    Espero no dormirme este domingo, jijijiji.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, Jose Vicente, a pesar de que no saliste con la grupeta. En la foto que tiré para atrás en el 10%, se te ve a lo lejos saliendo de Valdemoro, jajaja.
      La verdad es que te eché de menos, porque ya eras habitual en las salidas y compartía kms contigo.
      Todos sudamos de lo lindo en este día. Especialmente en Frascuelo,porque subías a favor de viento y la sensación de calor era agobiante. No te pasó a ti solo.
      Nos vemos el domingo.

      Eliminar
  3. José A. Puerma18 julio, 2017 15:59

    Después de tres semanas sin tocar la flaca, de vacaciones, con buen "bebercio" y mejor "comercio", la etapa no era la más propicia para volver a entonar las piernas. Y así fue. Al final, en la subida de la Yesera y anteriormente en Frascuelo, tuve que ir regulando bastante, porque los cuadriceps se empezaban a quejar. Pero como se suele decir, "sarna con gusto no pica", y al llegar a casa, y como dice José Vicente, después de una ducha reparadora, estaba casi como nuevo. Por lo demás, estuvo bastante bien, sobre todo, porque esta etapa, tanto en este sentido como a la inversa, es una de las que más me gusta de toda la temporada. Se sale un poco de la monotonía de paisaje que tenemos casi siempre. Gorgonio buena crónica y buen reportaje gráfico, como siempre. Pero... (Como jode cuando siempre hay un pero, jajaja). En el pinchazo de Manquillo, se quedó Antonio, pero también nos quedamos Moisés y yo que dimos la vuelta pensando que se había quedado antes. Posteriormente se nos uniría Txema que venía por detrás. También otra salvedad, jijijijiji. En la foto de la subida al Castillo de Chinchón, en la primera foto con Sanda, el que va con este y con Moisés, no soy yo, es José Manquillo. Pero (esta vez si es bueno, jajaja), como he dicho antes, buena crónica y buen reportaje.
    Por cierto, en la etapa del domingo próximo, después de Chinchón has puesto "Cima Los Molinos de Chinchón". ¿Eso dónde está?
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus apuntes, Jose. Soy consciente de que me olvido datos o los confundo a veces. Por eso me gusta que comentéis, además de leer vuestras impresiones, que siempre son interesantes.
      ¿Cómo pude confundir a Manquillo contigo? Ni lo sé, porque se ve perfectamente que es el bombero.
      Lo de cima de los Molinos es para señalar que en Chinchón no repetiremos el castillo, si no que subiremos por el final de
      la subida que viene de Los Molinos. Incluso pensé meter Villaconejos para ir a Chinchón, por no repetir el 10%. ¿Qué opináis?

      Eliminar
  4. Genial reportaje como todos Gorgonio. La etapa comenzó tranquila, a un ritmo muy cómodo.. Nos oliamos que el calor iba a apretar creo yo. Hasta Chinchón, de allí a Villamanrique fue otro cantar. ¡La madre que parió al de la ramira!!. En cuanto manquillo nos cogió 20 metros continuó Tapia el ataque y fue imposible ya cogerlos, sólo Rafa fue capaz de seguirles, Chema se descolgó, y fuimos relevandonos con Puerma, y el niño de los Alpes, y Carpintero a rueda, pero no de coña conseguimos cazarles.
    El descanso nos vino de miedo porque nos castigamos bastante.
    Hasta Belmonte subimos al tran tran, pero con ritmo vivo pese al calor.
    Bajamos los molinos donde me quedé entre Gorgonio y Puerma y el grupo y en la gasolinera reagrupados.
    Frascuelo lo subí a ritmo vivo con el niño los Alpes y Rafa, pero al final me sacaron 20 metros antes de coronar.
    Desde allí ritmo cómodo para subir las yeseras, el calor ya era mucho, y en el km 100...zas..pinchazo del menda. Menos mal que venía Tapia con nosotros...qué maña para cambiar la cámara.. Ni 3 minutos.
    Desde allí cogimos Antonio y yo el ritmo del grupo hasta el hospital, donde Tapia nos tenia preparado el último hachazo,que sólo vio Manquillo, porque a mi las piernas ya no me dieron para más.
    Bueno llevo poco con la bici, pero la verdad es que engancha la jodia.
    Este domingo no puedo acompañados, el sábado tengo un triatlon el Palmaces de Jadraque. Al que también vamos Cáceres y Juan Antonio Aragonés. Pero el siguiente ahí estaré Dios mediante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar, Llobell (Jose de nombre, ¿no?). Qué salado te queda lo de "el niño de los Alpes", jajaja. Supongo que te refieres a Juanma.
      Veo que te codeas con los gallos. Poco a poco les irás echando el guante. A mí también me dejó tiritando "er niño la Ramira" en el tramo final. Pero lo enmendamos con dos jarrones de cerveza.
      Suerte en Palmaces de Jadraque. Ya nos contarás.

      Eliminar
  5. Como se agradecen las crónicas varias. Yo por mi parte comentar que está vez salí tarde porque el día anterior no me dio tiempo a limpiar la bici asín que a las 8:15 comienzo mi caza particular, como comentáis ya rondaban los 20° en el mercurio. Una grupeta parada en Ciempozuelos y a los de Saludes los pillo en la rotonda de Titulcia. Contaba que en el 10% os pillaba y por suerte hice un rato tras tractor desde el desvio a Morata que me dio un respiro. Por "suerte" para mí me encontré con Moisés, el Ramiro y Manquillo que habían tenido un problema técnico (no llevaban coche neutro). Un breve respiro y pacto de caballeros hasta Chinchon. Vamos pillando a los rezagados y coronamos procediendo al reagrupamiento del grupo.
    Marcha a trote suave y ligera parada para reponer líquido en la gasolinera de Colmenar. Desvío para Villamanrrique y lanzo unas avispillas, como veo que Manquillo se anima y que nos distanciamos levemente prosigo. El cansino del Ramiro se nos une y para mí desgracia comienza la bajada. Por lo que me descuento esperando que no me saquen mucho hasta las zonas de toboganes donde esperaba recuperar. Antonio, Rafa y Manquillo van sobrados y a mi me pasan varios por las heridas curvas donde tengo que frenar y como el freno trasero no me funciona debo extremar las precauciones. Se me escapan aparte de los 3 galgos otros 4 más hasta que acaban las curvitas, y empiezo a remontar pero a los tres bichos de adelante solo se les distingue en la lejanía porque no hay muchos zumbaos por esta zona con el calor que estaba pegando. Llegamos a Villamanrrique, descansamos, bebemos, debatimos quien ganará el Tour (obviamente Froome) foto de rigor y vuelta mover la cadena. Juanma anda con ganas de guerra y ataca a las primeras de cambio, Antonio se para esperándole unos cuantos, Gorgonio con sus fotos y yo me quedo con Sandalio que es la mejor rueda. La verdad es que me había sentado como una patada la parada y necesitaba rodar despacio y tomar aire, mucho aire. Hubo un par de momentos que se me escapó hasta Sandalio. Calor, ni una jodida sombra y el grupo cada vez más lejos, por fin enlazo con Sandalio que los tiene bien puestos. Vuelven a por nosotros Gorgonio y Carpintero pero se nos vuelven a ir.
    Llegamos a Belmonte donde el grueso espera a la sombra reponiendose de líquidos. Sandalio y Carpintero van por delante, luego Rafa y Juanma con ganas de guerra nuevamente. Me uno a ellos a relevos cortos pensando la cuerda para que Antonio, que viene por detrás, se pegue un pequeño calentón.
    Se llega a Chinchon y vuelvo a por el resto hasta el desvío de Belmonte. Sanda como es habitual tira del grupo. Yo voy tras el con Manquillo y al comenzar la bajada otra vez el casco naranja de Antonio por detrás. Hago de lanzador a Manquillo hasta que comienzan las curvas técnicas. Pero Naranjito al final de la bajada pudo enlazar. Nos reagrupamos en la gasolinera aprovechando para quitarme hasta las zapatillas, voy muerto de calor y me quema todo. Ya sólo queda el Frascuelo, la Yesera y 15 km hasta Valdemoro. En el Francuelo nos vamos 4, por delante se va Rafa y consigo enlazar con el al llegar a San Martín. Por suerte hubo pacto de caballeros y prometimos la marcha a buen ritmo pero charlando tranquilamente.
    Llegada a casa a las 12:28 con 1128m de desnivel y 116 kilómetros en las patas. Una media que supera ligeramente los 28 km, nada desdeñable con el calor que nos ha golpeado sin cesar y el terreno rompepiernas que ha diseñado Gorgonio
    Ducha con todo lo puesto, buen cuidado de la bici y a comer y beber todo lo que puedo.
    La próxima semana portaros bien y darle caña a Antonio de mi parte ;)

    ResponderEliminar
  6. Si a los comentarios de Gorgonio ya se van añadiendo otros puntos de vista, vais a dejar el blog muy chulo para recordar dentro de unos años. Entre todos no os dejáis un detalle. ;-)

    ResponderEliminar